Boca la pasó mal la noche previa al duelo con Santos

Nicolás Bajo (@nicobajo32

La delegación xeneize arribó ayer a Santos, en San Pablo, de cara al desquite de las semifinales de la Copa Libertadores ante el “Peixe”. Como es habitual cuando un equipo argentino pasa la noche en Brasil, los hinchas locales se manifestaron afuera del  Hotel Sheraton con explosivos y bombas de estruendo.

Una vieja y sana costumbre brasilera: las históricas veladas de las viejas Libertadores revivieron anoche en Brasil. Desde las 2:oo hasta las 5:00 de la mañana la delegación de Boca sufrió una cantidad de explosivos que, con la intención de no dejar descansar al plantel rival, arrojaron los ultras del Santos. Pese a que el hotel cuenta con seguridad en los ingresos cercanos, la zona quedó “liberada” y los fanáticos locales lograron que los estallidos persistieran durante un largo rato de la madrugada. ¿Boca se vengará esta noche Vila Belmiro?

Foto destacada: @TyCSports

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *